5 pasos para relajarse y eliminar sus preocupaciones

5 pasos para relajarse y eliminar sus preocupaciones

5 pasos para relajarse y eliminar sus preocupaciones

Anteriormente, cuando conducía mi carro y estaba atrapado en medio de un trancón antes del pico y placa, yo sentía como me comenzaba a poner ansioso y desesperado por salir de ahí, a veces podía sentir como claustrofobia al verme atrapado entre autos y motos. Sentía más calor, me sentía incómodo en la silla del carro, y no quería ni oir los sonidos del exterior, así que mantenía cerrado todo mi carro. Yo pensaba “Dios,  seré feliz cuando por fin llegue a casa!!!” y esto me sucedía muchos días de la semana, con lo cual me sentía más cansado del día a día, sin saber si ello tenía solución.

Luego cuando comencé mis estudios de PNL, aplique los siguientes 5 pasos en mi día a día para relajarme y eliminar mis preocupaciones.

Comencé a sentir cambios en pocos días y sentía progresivamente como:

  • Detuve el flujo de pensamientos negativos.
  •  Se Redujo mi ansiedad.
  •  Sentía relajado mi cuerpo y mi mente.

¡Entonces me dije “he encontrado la solución”!

Después de realizar en varias ocasiones estos ejercicios en mi casa, en un lugar tranquilo, comencé a mejorar la técnica y sentía como mis días eran más tranquilos y tenía control de ellos.

Aquí está mi técnica favorita:

  1. Siéntate en un lugar cómodo o tranquilo. Cierra tus ojos y realiza una respiración profunda, concéntrate en cada parte de tu tiempo y toma el tiempo necesario, luego siente una ola de expansión que te invade en pocos segundos comenzando por tus pies hasta llegar a tu cabeza.
  2. Ahora vas a imaginar tu mente como la superficie de un lago en medio de una gran tormenta! Donde se sientes muchas olas venir. Poco a poco, sientes como esas olas se retiran y la superficie del lago se torna mas suave y tranquila.
  3. Ahora dedica un momento para visualizar una hermosa escena como un amanecer, un atardecer, ver una montana o estar en lo profundo del mar, como mejor te guste.
  4. Ahora sientes que hay una delicada melodía que rodea tu espacio y te hace sentir bien. Termina la relajación y abres tus ojo.
  5. Ahora vas a repetir la siguiente frase:

“Yo confié este problema a mi subconsciente en el nombre de Dios… Yo sé que él está trabajando en la solución correcta y que esta llegará a mí pronto”.

Vas a sentir como esta poderosa relajación  permite el redescubrimiento de nuestro cuerpo, la relajación mental que nos libera del estrés y la tensión.

Siempre deseando que estés bien.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.